NO TIRES TU ENVASE DE ACEITE Y SERUM , RECICLAMOS.
NO TIRES TU ENVASE DE ACEITE Y SERUM , RECICLAMOS.

CREMA BIOCIDA 60 ML

$850,00
Entregas para el CP:

Medios de envío

El "suero de rosa mosqueta" sumado al CLO2 ( Dióxido de cloro estabilizado ) como producto desinfectante es nuestro biocida de rosa mosqueta . El producto permite el uso continuo de un desinfectante sin daño para la piel , sin aromas y con todas las propiedades de la rosa mosqueta en la reparación profunda que se requiera . 

Si bien la intención es brindar una opción de manos frente a la pandemia . También el uso en otras formas puede funcionar perfectamente . Hongos en los pies , piel y uñas son algunas aplicaciones que permiten disfrutar de este producto .

 

 LOS BIOCIDAS “Biocida son las sustancias destinadas a destruir organismos perjudiciales para el hombre, por medios químicos o biológicos”. En la pasada década, la Unión Europea se propuso la armonización de la normativa legal que regulaba la comercialización de las sustancias biocidas en cada uno de los países que la integran. Como consecuencia, “el Parlamento Europeo y el Consejo” publicaron la Directiva 98/8/CE, de 16 de febrero, “relativa a la comercialización de Biocidas”, que establece unas exigencias comunes para su evaluación y autorización en cada uno de los estados, y elimina cualquier barrera económico-administrativa que pusiera trabas a su comercialización en todo el territorio comunitario. Con esta directiva se mantiene el objetivo primordial de la UE, que es, garantizar el máximo nivel de protección tanto de los seres vivos como del medio ambiente: La Unión Europea garantiza, que las sustancias biocidas que se comercialicen en su territorio, si se utilizan de la forma adecuada y para los fines previstos, son eficaces, no tienen efectos inaceptables o nocivos sobre las personas, animales, ni sobre el medio ambiente, no provocan tolerancias o resistencias e incluso, son igualmente cuidadosas con los efectos que producen sobre los “organismos diana” que deben erradicar, cuidando que no padezcan ni sufrimiento ni dolor innecesario. 

Compartir: